Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio

Ok Más info

957 249 199
DETERMINACIÓN DE UN PRECIO DE UN COMERCIALIZADO marzo 08, 2017

DETERMINACIÓN DE UN PRECIO DE UN COMERCIALIZADO

Según se vio en artículos anteriores, y siempre desde la perspectiva de la gestión, el precio de un producto o servicio viene determinado por la suma de los costes variables, los costes fijos y el beneficio. A pesar de esto, no es sencillo. En este artículo se va a tratar de mostrar la sistemática para su cálculo, de forma resumida.

Supongamos una empresa que posee la siguiente estructura de costes (muy sencilla):

Compras y aprovisionamientos Tipo de gasto 35% (de las ventas)
Alquileres y arrendamientos Variable 500 €
Transporte Variable 5% (de las ventas)
Suministros Fijo 650 €
Sueldos y salarios Fijo 4500 €
Beneficio Variable 5%

Evidentemente es una simplificación de la realidad, y se han considerado los dos gastos fijos que aparecen, como fijos, aunque pudieran tener una cierta componente variable. Así los gastos fijos ascenderían a 5.650 euros y los variables al 45% de las ventas.

Con los datos anteriores se calcularía sin dificultad alguna el Umbral de Rentabilidad:

U.R. = Fijos / (1 – (Variables/Ventas)) = 5.650 / (1-0,45) = 10.273 euros

Es decir, la empresa debería de vender 10.273 euros para no solo absorber todos los gastos, sino adicionalmente obtener un 5% de beneficio sobre las ventas (de ahí su consideración como variable).

Ahora el problema se reduce a saber a qué precio ha de vender los productos y/o servicios que se venden. Se procede a calcularlo.

En el primer caso, se supone que la empresa vende un solo tipo de producto o servicio. De esta forma el empresario ahora se enfrenta a una decisión: vender pocos productos/servicios a alto precio o al contrario. Así el valor del precio de venta público podría obtenerse de la siguiente tabla

Unidades Umbral Rentabilidad Precio Unitario
1 10.273 10.273
5 10.273 2.055
10 10.273 1.027
50 10.273 205
100 10.273 103
500 10.273 21
1.000 10.273 10
5.000 10.273 2
10.000 10.273 1

Se observa sin dificultad que el precio unitario se obtiene de dividir el Umbral de Rentabilidad entre el número de unidades a vender. De ahí que sea tan importante establecer un presupuesto.

Pero el precio unitario lo marcará el mercado (la interacción entre oferta y demanda), por lo que el empresario acaba de fijar una variable, y deberá de calcular el número de unidades necesarias para alcanzar el umbral. Si vende menos se provocará un déficit y si vende más, un superávit adicional (beneficio adicional).

Así, si por ejemplo el mercado indica que el precio de venta ha de estar en el entorno de los 100 euros, el empresario automáticamente sabrá que debe vender unas 100 unidades.

En el segundo caso, supóngase una empresa que vende distintos productos y servicios, cada uno a un determinado coste, con un característico valor añadido, y evidentemente con unos precios de venta. El ejemplo anterior no sería válido por cuanto que la empresa debería de establecer una proporción de venta de cada uno de los productos y servicios que vende.

En este caso, que es el común de la mayoría de las empresas comercializadoras, se ha de establecer un “coeficiente de reparto”, es decir, establecer el peso que cada producto y servicio tiene en la productividad de la empresa. Dicho de otra manera, habrá productos o servicios que la empresa “tardará” más en producir, o serán más costosos.

Normalmente se emplea como “coeficiente de reparto” el número de horas. Es decir, la empresa posee un número de horas de trabajo posibles en un período. Se trata de analizar cuánto se tarda en producir cada uno de los servicios y productos en “tiempo”.

Imaginemos que la empresa anterior posee un total de 540 horas posibles en el período considerado, y que se emplean unitariamente 5, 2 y 3 horas respectivamente para realizar el producto 1, el 2 y el 3.

De lo anterior se podría obtener el Umbral de Rentabilidad horario, que consiste en dividir el U.R. entre el número de horas. Así:

UR horario = 10.273 €/ 540 h = 19 €/h

De esta forma se obtendría sin dificultad alguna el precio mínimo de los productos. Así

Producto 1 Producto 2 Producto 3
5 horas 2 horas 3 horas
95 € 38 € 57 €

Ahora bien, el precio unitario lo marca el mercado, por lo que si el precio de mercado es inferior al anterior, el empresario se verá obligado a realizar un exhaustivo análisis que le permita estudiar qué medidas puede adoptar para, bien disminuir los costes, bien hacer que estos tenga una menor repercusión en el precio. Es evidente que las tiradas largas de producción tienden a disminuir los costes horarios, y por ende a poder acercar el coste al precio de mercado.

Sed felices.